Inicio Política Sin identidad política, seis regidores de La Piedad

Sin identidad política, seis regidores de La Piedad

794
0

La Piedad, Mich.- Seis de los 12 regidores que integran el Ayuntamiento de La Piedad carecen de identidad y/o representación política al ser desconocidos por los partidos que los postularon para el cargo que hoy ocupan.

Los regidores que por diversas circunstancias no representan a alguna fuerza política son: Julio Alfonso Basurto López, Gloria Rizo Garnica, José Ricardo Guillén Camacho, Mariana Amaranta Sukey Silva Alvarado, Claudia Arcelia Guzmán Bravo, así como Hildelisa Abarca Ríos.

Jurídicamente puede ser que no existan muchas repercusiones, pero en el ámbito político y administrativo esta es una situación que no tiene parangón en la historia del municipio y de la entidad, refirió el jurista Ulises Caratachea.

Ellos pueden y están obligados a continuar en el cargo, pues así lo establece la Constitución Política del Estado de Michoacán de Ocampo, así como la Ley Orgánica Municipal, pero su status político puede causar un cisma en las relaciones políticas dentro y fuera del Ayuntamiento de La Piedad.

La Redacción consultó a expertos en la materia, quienes enumeraron las repercusiones administrativas y políticas que el asunto implica.

Administrativamente no existe ya razón para que los ciudadanos, a través del Gobierno municipal, tengan que pagar los gastos de una oficina, asistente administrativa y hasta asesoría jurídica para fuerzas políticas que ya no están siendo representadas, indicó Juan Antonio Magaña Bárcenas, máster en Ciencias Políticas.

Los regidores postulados por Movimiento Ciudadano y Morena cuentan con un espacio físico dentro del palacio municipal en el que se les ha asignado mobiliario, equipo de oficina y computo, telefonía y asistentes administrativos. Al no representar a estas fuerzas, deben renunciar a esos privilegios.

En el caso de las regidoras del PVEM y PRD, ellas hacen uso de la oficina, mobiliario, apoyos y personal asignados para la coalición que conformaron con el PAN, pero al no representar ya a los organismos que las postularon no existe razón para hacer uso de esos recursos. La misma medida debe aplicarse a la regidora del PRI.

“Ellos deben recibir el tratamiento de regidores independientes con los derechos civiles y políticos que la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos les confiere, pero pierden el derecho a ser reelectos”, señaló Ulises Caratachea Sánchez, doctor en Derecho.

También pierden el derecho a responder los informes de Gobierno del Presidente Municipal, pues la ley establece que el mensaje debe ser pronunciado por un representante de cada fuerza política representada en el municipio.

DESCONOCIDOS, EXPULSADOS O RENUNCIADOS

JULIO ALFONSO BASURTO LÓPEZ.

Aunque argumenta no tener carrera política, en 2009, fue candidato suplente a diputado local de mayoría relativa por el Partido del Trabajo, en 2011 figuró como como candidato a la primera regiduría del municipio de La Piedad en la planilla del PT.

A finales del año pasado, el líder moral del Movimiento Ciudadano, declaró públicamente desconocer a Basurto López acusándolo de no comulgar con la ideología de izquierda de un organismo político con lideres derechistas.

GLORIA RIZO GARNICA

Ella jamás pensó en ser regidora, pues quien tenía esa intención era su hija Bárbara, la cual nunca recibió una oportunidad en el Partido Revolucionario Institucional donde militó la mayor parte de su vida. Al renunciar al PRI recibió la invitación para ser la dirigente del Comité Municipal del PVEM; por acuerdos cupulares con el PAN, se incluyó una regiduría para este partido en la coalición PAN-PRD, siendo Dirvana Aguirre la titular y Gloria Rizo.

Al conocer que Dirvana no era piedadense, Bárbara decidió renunciar al Verde Ecologista; una decisión del Tribunal Electoral Federal determinó que la regiduría la debía asumir la suplente y de esta manera Gloria Rizo se hizo parte del Ayuntamiento de La Piedad, aunque sin compromiso alguno con el PVEM.

RICARDO GUILLÉN CAMACHO

Fue parte de la planilla propuesta por el candidato Ramón Maya en la coalición que conformaron Morena-Partido del Trabajo y Encuentro Social, pero luego del rompimiento entre el ex presidente con el líder social José Albavera, las fuerzas morenistas tomaron un rumbo distinto, apoyando otros proyectos.

La cantidad de votos conseguidos en las urnas le dio a esta coalición el derecho a una regiduría, la cual asumió Ricardo Guillén, quien ha sido desconocido por el delegado de Morena en la región, José Albavera, bajo el argumento de que no comulga con la misma ideología.

MARIANA AMARANTA SUKEY SILVA ALVARADO

El PRD jamás hubiera ganado en La Piedad y cualquier candidato habría sido incapaz de obtener dos regidurías, pero fueron otros intereses los que consiguieron que Acción Nacional cediera dos espacios en el ayuntamiento, lo que significó una cruenta batalla entre las diferentes tribus del Sol Azteca, al configurarse la coalición PAN-PRD.

José Eduardo Torres Quintanar se autoimpuso como regidor por la fracción de Foro Nuevo Sol, mientras que Cuauhtémoc Ramírez colocó a su esposa Mariana Amaranta Sukey Silva Alvarado como representante de Alternativa Democrática Nacional (ADN), cuyos simpatizantes, incluida la regidora piedadense, han decidido renunciar a su filiación perredista para adherirse a Movimiento Ciudadano.

CLAUDIA ARCELIA GUZMÁN BRAVO

Fue incluida en la segunda posición de la planilla del candidato priista Juan Manuel Estrada Medina, sin haber tenido alguna participación política. Un desempeño discreto en lo que va de la administración y el desconocimiento del entorno, la llevaron a relacionarse con Amaranta Sukey quien la invitó a participar en el evento en que el ex líder perredista Carlos Torres Piña renunció a su partido.

En Facebook manifestó su respaldo hacia Torres Piña y esa situación fue del desagrado del presidente interino del PRI, Ricardo Hernández Luna, quien señaló que en caso de no existir una disculpa pública tendría que expulsarla del partido, al que nunca perteneció. Se vislumbra su adhesión a Movimiento Ciudadano.

HILDELISA ABARCA RÍOS

Fundadora de Corriente Democrática y luego del PRD en La Piedad, partido en el cual no se tiene registro de su renuncia; esta es la segunda ocasión en que funge como regidora, pues representó al Sol Azteca en el periodo de Eduardo Villaseñor Peña. En aquel ayuntamiento, la fracción perredista era representada por Ernesto Arias Ayala, Hildelisa Abarca Ríos y Jacinto Rojas Andrade, en el periodo 1990-1992.

A éste ayuntamiento llegó postulada por Movimiento Ciudadano, pero en la constancia de mayoría relativa que le otorgó el Instituto Electoral de Michoacán aparece como representante del Partido Revolucionario Institucional, sin que ese “detalle” haya sido corregido siete meses después de la elección.