Inicio General Sucesos CELEBRA 50 AÑOS DE VOCACIÓN EL PADRE ANTONIO BASURTO MENDOZA

CELEBRA 50 AÑOS DE VOCACIÓN EL PADRE ANTONIO BASURTO MENDOZA

781
Compartir

Numarán, Mich.- El padre Antonio Basurto Mendoza está celebrando 50 años de vida sacerdotal y festejará con la comunidad cristiana tal acontecimiento con una ceremonia eucarística en la que se espera la asistencia de más de 50 sacerdotes, así como del cardenal Alberto Suarez Inda y el Arzobispo Carlos Garfías.

La misa concelebrada se llevará a cabo este miércoles a las 13:00 horas en la plaza principal de Numarán, a la cual se prevé asistan más de mil personas de la localidad, así como de los municipios vecinos y parroquias donde ha prestado su servicio sacerdotal.

El propio Basurto Mendoza hizo una invitación a la población en general a participar de dicha ceremonia religiosa, para posteriormente integrarse al ágape y la convivencia espiritual, compartiendo los alimentos que fueron preparados por personas allegadas a la Iglesia Católica.

“Estamos esperando más de mil personas a este evento y puede sumarse quien lo guste, tenemos comida suficiente para compartir con ellos algún taco y si acaso no nos alcanza pues haremos entonces la multiplicación de los panes, las tortillas y las carnitas”, añadió el clérigo.

Durante la convivencia con la comunidad católica, habrá música en vivo en la plaza principal, con la presentación de un cuarteto versátil, mariachi y banda de viento, en una fiesta familiar por el júbilo que representan la celebración de las bodas de oro del sacerdote.

Antonio Basurto Mendoza, nació el  19 de julio de 1943, en La Piedad y desde los once años de edad sintió una inquietud hacia la vida religiosa, por lo que recibió el apoyo de sus padres para ingresar al Seminario Diocesano de Morelia.

“Ahí se hace un discernimiento vocacional respecto a la inquietud desde que trae uno desde  pequeño, después de 11 años de estudio se va clarificando el sentimiento a la luz de la fe, la ciencia propia del hombre y la teología,  hasta que se logra la certeza moral de lo que uno quiere hacer”, relató.

Después de casi 12 años de preparación, fue ordenado sacerdote el 23 de septiembre de 1977, para luego desarrollar su primer trabajo ministerial como maestro y formador de los nuevos seminaristas. En esta actividad duró 13 años, para después salir a la vida parroquial. Años después regresaría al Seminario Diocesano de Morelia, pero ya como rector, permaneciendo en el cargo 4 años más.

En esta segunda etapa de su vida ministerial, se desempeñó como vicario y párroco en Huanímaro. Guanajuato, La Piedad, Zacapu y Numarán, en éste último municipio tiene 12 años a cargo de la Parroquia de Santo Santiago.

“Estoy cumpliendo 50 años de matrimonio, de una vida plena con mi esposa que es la Iglesia Católica; para nada soy un solterón ni me considero un hombre frustrado. Al contrario, soy feliz de tener tantos hijos pastorales y también muchos hermanos. Tengo una familia muy grande que son todos los fieles y eso me ha dejado grandes satisfacciones. En esta celebración estaré refrendando mi compromiso, dando fe testimonial por 50 años de vocación ministerial. No sé cuál lazo sea más fuerte si el de la sangre o el de la fe pastoral”, argumentó.